https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Pa%C3%B1uelazo_01.jpg

La Iglesia de siempre y el pañuelo verde de hoy

«El siglo pasado todo el mundo estaba escandalizado por lo que hacían los nazis para cuidar la pureza de la raza. Hoy hacemos lo mismo pero con guantes blancos» Papa Francisco I

por Enrique Gandolfo*

Allá por el lejano año 1965 mi madre, Mercedes Balech1, escribía un libro: La Iglesia factor de poder en la Argentina2.

En las conclusiones de ese trabajo histórico hablaba de un Concilio Ecuménico en el que se «alternaban sesiones de marchas y contramarchas, con la dosificación de discusiones acerca de rancias y sagradas insensateces que increíblemente llenaban las páginas de diarios del siglo XX, logrando extraordinarios acuerdos en cambios de la liturgia y otra ñoñerías y terminando por fin en el día de la Inmaculada Concepción con una desopilante homilía, digno broche de oro, en la que se invoca a María Inmaculada, esto es “inocente, perfecta”, considerando siempre como estado perfecto el de la virginidad, combinándola con una maternidad combinada lograda sin conocimiento del amor humano carnal ¡Oh! la mujer inocente y perfecta, es decir la no-mujer. Y de este esperpento se dice que esa es la mujer verdadera, la única criatura “en que la imagen de Dios se refleja con absoluta limpidez”, sin sombra alguna, como se produce por el contrario en “toda criatura humana”. ¿Cómo puede mujer alguna reconocerse en ese arcaico e inhumano mito?

»En el curso de esta pequeña contribución nos hemos limitado a poner en evidencia la actuación de la Iglesia con datos incontrovertibles, desde la conquista americana hasta nuestros días, aliada siempre a toda forma de opresión…

»Hemos demostrado también su imposibilidad de aportar soluciones al problema social y económico y, lo que es más importante, su estrecha conexión con los factores de la injusticia social, incluyendo el capitalismo en su forma actual de imperialismo».

Una pena que no haya vivido hasta esta tarde con miles de mujeres empuñando verdes pañuelos de rebeldía y dejando atrás para siempre la sumisión a los poderes. No dudo que lo hubiera vivido con inmensa felicidad.

___

Notas al pie:

*Docente, dirigente de la Regional Bahía Blanca-Dorrego de la Confederación de Trabajadores Argentinos-Autónoma (CTA-A) y del Sindicato Unido de Trabajadores de la Educación (SUTEBA) de Bahía Blanca – Argentina.

1# Telen, La Pampa, 1922, Buenos Aires, 2012.- Autora de SANTA SEDE-ESTADO ARGENTINO Las relaciones turbulentas; Pasado y presente del clero como fuerza política; EL MOVIMIENTO DE SACERDOTES PARA EL TERCER MUNDO, Obispos y curas comprometidos, en Le Monde Diplomatique N° 19, 2001; con Jorge Winter: La lucha por la democracia sindical en la UOM de Villa Constitución, Hechos y protagonistas de las luchas obreras argentinas, Editorial Experiencia, Buenos Aires, 1985 Editorial.

2# Ediciones Nuestro Tiempo, Montevideo 1969

Comparte
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.